La Mejor Proteína

Las proteínas del huevo se encuentran en una perfecta relación entre cantidad y calidad de los diferentes aminoácidos que necesitamos, por ello es el alimento proteico perfecto y con un perfil de nutricional ideal.

La calidad de la proteína del huevo es la mayor de cualquier alimento integral. La FAO ha calificado la proteína del huevo como la de la leche materna- como proteínas de referencia. Es decir, tienen la composición adecuada para satisfacer las necesidades proteicas en las distintas etapas de la vida.

Un huevo mediano de unos 60 gramos nos va a aportar unos 7,5 gramos de proteínas, lo que para una persona de 75 kilos significa el 10% de sus necesidades proteicas diarias.

Los huevos aportan una apreciable cantidad de proteína de fácil digestión y un perfil de aminoácidos esenciales similar al que se considera ideal para la dieta diaria. Por esta razón, se dice que es de alto valor biológico: 94 en una escala de 100. El aporte proteico del huevo es de alta calidad, incluso superior a la proteína encontrada en lácteos, pescado o carne.

Por tanto, con un huevo obtenemos proteínas de primera calidad y no se añaden calorías extra.

En adolescentes, la proteína del huevo también tiene una alta importancia para el crecimiento, porque cubre la gran demanda de proteínas que se requieren en esta etapa, que es la del desarrollo orgánico, crecimiento óseo y fortalecimiento muscular.